Bravery and Greed viene para que disputemos con nuestros amigos quien es la persona más codiciosa de la partida

El oro siempre ha sido un elemento muy importante en los videojuegos. Ha servido para comprar equipamiento en las propuestas de rol, construir edificaciones en los títulos de estrategia o mil funciones más en aquellas experiencias basadas en la gestión de parques, hospitales y derivados. En definitiva, el oro nos hace más fuertes y poderosos. Es una cruda realidad que también vemos en Bravery and Greed, la última propuesta de Team17 y Rekka Games, que nos incita a recolectar este recurso en pos de hacer un personaje poderoso. ¿Preparado para alcanzar la fama entre los héroes?

Oro parece, plata no es

Bravery and Greed se trata de un beat´em up con muchas trazas de rogue-lite, donde controlaremos a uno de los cuatro personajes disponibles para intentar salvar al mundo de la invasión de seres demoníacos. Iremos completando cada una de las fases, derrotando a las huestes del mal hasta llegar al típico final-boss con el que concluimos la misión. Y por el camino, aparte de repartir mandobles y bastonazos, iremos adquiriendo botines de guerra con el que enriquecer nuestras arcas.

Podremos escoger a cuatro héroes, cada uno con sus propias características y habilidades. Tendremos al clásico guerrero ataviado con espada y escudo, a una amazonas versátil en la batalla, un mago con poderes mágicos y al clásico pícaro que se mueve entre las sombras. Es cierto que cada uno tiene un rol muy específico en el combate, y es que Bravery and Greed está enfocado para jugar en cooperativo con amigos, ya sea en local u online. En esta vertiente, habrá que estar con un ojo puesto en el enemigo, pero con el otro puesto en nuestros colegas para que no nos roben el oro que recibimos como recompensa. Unas risas aseguradas por ver quíen es la persona más avariciosa del reino.

Y aunque su sistema cooperativo resulta divertido, no podemos decir lo mismo si jugamos sólo. Aquí se nota más que alguna de estos héroes tienen un rol de apoyo y no tan enfocado al combate directo. Por ejemplo, el mago y el pícaro están enfocados a la protección de nuestros camaradas, provocar estados alterados y ataques desde la lejanía. Sí, podremos disfrutar de ellos en su modalidad single-player, pero donde se saca todo el jugo es con colegas haciendo el bruto por cada fase.

Elige la senda que más te guste

Como buen rogue-lite, empezaremos cada partida con lo básico y poco a poco iremos formando un héroe más complejo y fuerte. Habrá templos de oraciones donde mejorar nuestras destrezas y dotar a los héroes de nuevas habilidades. Y aunque cada personaje tenga asociada una rama concreta dependiendo de su naturaleza, podremos mezclar esas nuevos dotes como nosotros queramos. Por poner un ejemplo, el pícaro está asociado al camino de las Tienieblas (donde se hace énfasis a los golpes críticos y estados alterados), pero nadie nos impide que tomemos la vía del Caos, más enfocado a la fuerza bruta. En total, tendremos cuatro caminos distintos con los que conformar al protagonista que nosotros queramos.

Una vez muramos, llenaremos un contador de Barravaricia, con el que desbloquear nuevas bonificaciones y poderes. Además, poco a poco iremos recolectando una serie de cartas que condicionarán la nueva partida. Habrá algunas que nos pongan las cosas más difíciles a cambio de mejores recompensas, y otras que hacen justo lo contrario. Una buena forma de cambiar las reglas de Bravery and Greed.

Las batallas con un amigo sientan mejor… aunque nos robe

Todo esto no estaría del todo mal si no fuera por varios detalles, aparte de la poco funcionalidad de su modo para un jugador. Para empezar, y pese a las bonificaciones y cartas que encontraremos, el juego se repite demasiado. Sea la fase que sea, siempre iremos de sala en sala rebanando el cuello a hordas de monstruos. Cuando llevas varias partidas, os aseguro que empieza a hacerse un poco molesto. Al menos los enemigos finales si que proponen mecánicas diferentes y un mayor desafío.

Puede que la dinámica de Bravery and Greed no sea la culpable de esta repetición, sino las propias mecánicas de combate que destila el juego. Desde el principio ya sabremos todos los movimientos de cada personaje, y poco se innova según vayamos avanzando en la trama. Si, tendremos espadas que resucitan a los enemigos caídos, o las típicas dagas con veneno, pero no resulta suficiente. Al menos para mi.

Visualmente Bravery and Greed resulta algo modesto, especialmente cuando lo comparamos con propuestas parecidas como Souldiers, también lanzado este año. Puede que le pese su condición de rogue-lite, y es que los escenarios se tornan demasiado genéricos, estemos en la fase que estemos. También es cierto que cuando se disfruta en compañía, con tanta locura en pantalla, poco tiempo hay para contemplar el diseño de cada estancia.

Conclusión de Bravery and Greed

Team17 y Rekka Games nos invitan a ser los más codiciosos del reino gracias a su última propuesta rogue-lite. Podremos escoger a cuatro clases de héroe distintos, cada uno con sus virtudes en combate, y de esa manera encontrar las recompensas más jugosas por todo el mapa. Puede que en single-player el juego pierda varios enteros, ya que su principal baza residen en el multijugador, donde con amigso podremos ayudar o poner la zancadilla para nuestro propio beneficio. Si quieres echar un buen rato con colegas, sin preocuparte mucho por el propio combate, Bravery and Greed puede ser una buena manera de pasar la tarde.

Bravery and Greed

19.99€
6

Nota Final

6.0/10

Pros

  • Cuatro héroes muy diferenciados
  • Ideal para jugar en cooperativo
  • Pronto manejaremos bien sus mecánicas

Cons

  • Combates demasiado sencillos
  • Si jugamos solos, algunos héroes están algo más rotos...
  • Visualmente es un título modesto

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.